L’Alcora retumba por la paz

Link de la notica del periódico Mediterráneo (Javier Nomdedeu)

RECONOCEN LA LABOR DEL CERAMISTA EUGENIO PONZ

El Soro da el toque inicial, tras el que más de un millar de tambores hacen estremecer las calles de la localidad. La Rompida de la Hora del 2016, además de recordar la muerte de Jesús, pide el fin de la guerra en el mundo

Mas de mil tambores y bombos de 40 cofradías de la provincia así como de otros municipios de la Comunitat Valenciana se dieron cita ayer en la Rompida de la Hora de l’Alcora, declarada recientemente fiesta de interés turístico autonómico y candidata a ser, en el 2017, patrimonio cultural inmaterial de la humanidad de la Unesco.

El torero Vicente Ruiz, El Soro, fue quien tuvo el honor de romper el silencio en el centro de la plaza España, donde también participaron con el bombo numerosas autoridades provinciales y locales, entre las que no faltaron el alcalde, Víctor Garcia; el vicepresidente de la Diputación, Andrés Martínez; o la alcaldesa de Castellón, Amparo Marco.

El presidente de la Hermandad del Santísimo Cristo del Calvario, Melchor Paús, manifestó su satisfacción por el éxito de la cita y los reconocimientos logrados este año. Por su parte, El Soro resaltó “el cariño y entrega de un pueblo como el de l’Alcora y de todos los participantes a través del tambor y el bombo”. “Ha sido una experiencia inolvidable”, señaló.

El primer edil felicitó a la organización, a los asistentes y a todos los presidentes de la entidad que es responsable de la cita.

Por su parte, el fundador del encuentro, José Luis Esteban, matizó que “aunque la Rompida está organizada por una hermandad, representa a todos los tambores de la localidad y a la unión de todos los tamborileros de la provincia, que este año, más que nunca, además de simbolizar el estruendo de la muerte de Jesús por todos, pregonan la paz”.

Tras el primer toque, los participantes desfilaron hasta la plaza de la Iglesia. Allí realizaron el toque final y la entrega de detalles a cada población implicada.

En la comida de hermandad, tras una exhibición de l’Alcora Tambor, se realizó el homenaje al ceramista Eugenio Ponz por haber pintado desinteresadamente los azulejos artísticos que se reparten desde hace 25 años en la Rompida, por diseñar el manto del Cristo, además del bombo que se regaló al rey Felipe VI. H

IMG_4974 IMG_4972 IMG_4971 lalcora-lista

Arxivat en: General

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *